¿Como Dar Baja en Contrato Luz al hacer una Mudanza ?


Seguimos con algunos consejos válidos cuando se compra una vivienda como complemento a la solicicitud de la hipoteca y el propio cálculo de la cuota a pagar cada mes.

Uno de los aspectos que tenemos que tener en cuenta en el momento de mudarnos a otra vivienda es qué hacer con los suministros de luz y gas. Depende de la situación es aconsejable dar de baja la luz o realizar un cambio de titular, en este artículo te contamos qué debes tener en cuenta en cada caso.

Dar de Baja la Luz

¿Dar de baja o pedir un cambio de titular?

Desde Compañías-de-luz.com explican que dar de baja la luz es una buena opción si la vivienda va a estar inhabitada durante un largo periodo de tiempo. Este trámite es gratuito, pero no lo es la posterior alta a la que se tendrán que enfrentar los nuevos inquilinos o propietarios. Por ello, los expertos de Compañías-de-luz.com indican que si la casa va a ocuparse por otras personas, lo recomendable es solicitar un cambio de titular del contrato de la luz. Esta gestión es gratuita para ambas partes y en ningún momento se corta el suministro. Hay que tener en cuenta que no se puede dar de baja la luz temporalmente, por lo tanto, resulta más rentable seguir pagando las facturas (si no hay consumo se paga la potencia contratada y los impuestos) que dar de baja y después de alta el suministro.

Si la opción de dar de baja el suministro tras mudarte de casa sigue siendo la mejor opción para ti, desde Compañías-de-luz.com señalan que el cese de suministro se puede programar para una fecha concreta o hacerse de forma inmediata. Es aconsejable que el cliente hable con la comercializadora que tiene contratada para acordar todos los detalles de la baja. Estas empresas tienen numerosos canales de atención al cliente, puedes optar por acudir a un centro físico, llamar por teléfono, escribir un correo o gestionar la baja desde el área de clientes.

El mejor momento para elegir una tarifa adaptada

Una vez que hemos dado de baja la luz del piso que dejamos, tenemos que pensar en el nuevo piso al que vamos. Una mudanza es el momento perfecto para replantearnos si pagamos demasiado por nuestra factura eléctrica. Te recomendamos que sigas los siguientes pasos para contratar una tarifa adaptada a tus necesidades:

  1. Conoce tus hábitos de consumo. Es fundamental ver si tenemos unas horas centrales de consumo, o por el contrario, consumimos durante todo el día. Por ejemplo, hay muchos hogares que realizan su mayor gasto en las horas nocturnas, para ellos es ideal una tarifa de discriminación horaria. Aquí encontrarás más información sobre esa modalidad.
  2. Estudia el mercado energético . El consumidor tiene que informarse del funcionamiento del mercado eléctrico español. De forma resumida, podrá formar parte o del mercado libre o del mercado regulado. En el mercado libre se pueden elegir entre muchas tarifas y empresas diferentes, mientras que el regulado es más limitado.
  3. Compara precios. Actualmente existen comparadores de ofertas de luz que generan resultados personalizados según las características de la vivienda y particularidades del consumo. Encuentra el mejor precio para la luz de tu hogar y no pagues de más.